Es uno de los eventos más importantes en el sector de bienes raíces, y es organizado desde hace seis años por Inmobiliare Magazine en colaboración con United States-Mexico Chamber of Commerce. Tiene como objetivo dar a conocer las oportunidades de negocios que México ofrece hacia el extranjero en el sector, tanto en el segmento comercial, industrial, de turismo y residencial; a partir de un análisis exhaustivo sobre el panorama actual del mercado inmobiliario en México y Estados Unidos.

La próxima edición 2019, se llevará a cabo el 1º de marzo en la torre HSBC ubicada en 452 Fifth Avenue At 40th Street en Nueva York. En una jornada de medio día se presentarán cuatro paneles y una mesa de diálogo con André El-Mann, CEO de Fibra Uno. Entre los principales temas que se abordarán están las tendencias inmobiliarias y estrategias de inversión; los posibles efectos de los proyectos que está impulsando el nuevo gobierno mexicano, así como la nueva infraestructura y tecnología para el mercado inmobiliario.

Sobre el Investment Summit, Erico García, CEO de Inmobiliare comentó: “Es nuestro evento de más alto perfil para inversionistas, dueños y desarrolladores de México. En esta edición nuestro anfitrión será HSBC, banco internacional principal entidad financiadora para los desarrolladores en México, que ha generado más aporte a los Fideicomisos de Infraestructura y Bienes Raíces (FIBRAS) a partir de diferentes instrumentos inversión. Por lo tanto, estamos haciendo esta edición basados en la experiencia de HSBC en México”.

Al evento se espera una asistencia entre 200 y 250 ejecutivos representantes de fondos de bienes raíces, inversionistas institucionales, promotores, corredores, consultores, abogados, académicos, así como gente de la comunidad empresarial y financiera de ambos países. Es patrocinado por algunas de las empresas más importantes dentro del sector, de las cuales destacan los Bioconstrucción y energía alternativa, y Minimum Arquitectura.

La iniciativa de Inmobiliare toma relevancia en un contexto en el que habrá retos interesantes en cuanto a la forma de hacer negocios entre México y Estados Unidos a partir de la negociación del T-MEC, así como los nuevos incentivos fiscales para los inversionistas que se están impulsando en la frontera de México. “Estamos en un momento muy importante en México en donde mucha gente no sabe lo que está pasando con el cambio de gobierno y eso genera cierto nerviosismo. Nuestro evento abre un panorama para que se puedan tomar las mejores decisiones de inversión dentro del negocio inmobiliario” agregó, Erico García.