El fideicomiso de bienes raíces hotelero, Fibra Inn, ha anunciado que firmó un contrato con Marriott International, Inc. para el uso y operación de la marca W Hotels para un complejo que tiene en desarrollo en Playa del Carmen, Quintana Roo.

Se estima que el hotel aperture en el año 2023  con 218 habitaciones, además el plan de Fibra Inn contempla para el desarrollo múltiples conceptos de alimentos y bebidas tanto en interiores como en exteriores; amenidades como la distintiva WET Deck (piscina), AWAY® Spa, FIT® Fitness Centre; un club de playa y un bar en la terraza, así como un espacio de 500 m2 para eventos corporativos y sociales.

La idea es brindar a los visitantes de Playa del Carmen una nueva y fascinante opción de alojamiento que representa la filosofía de “work hard, play hard” de la marca W Hotels. 

Durante el 2018, Fibra Inn adquirió este terreno mediante su modelo Fábrica de Hoteles, en co-inversión con un socio estratégico temporal cuya salida está contemplada y permitirá la entrada de nuevos socios co-inversionistas durante este año y mientras se lleva a cabo la etapa de desarrollo y construcción del proyecto hotelero.

Cabe mencionar que W Hotels es una cadena de hoteles de lujo propiedad de Marriott International, Inc. que busca romper con los estereotipos tradicionales del segmento, con la misión de inyectar en los huéspedes el deseo por vivir en un ambiente refinado y con un servicio excepcional. Actualmente, W Hotels cuenta con 50 propiedades alrededor del mundo, de las cuales dos operan en el país (Ciudad de México y Punta Mita).

Al respecto, Oscar Calvillo, Director General de Fibra Inn comentó: El plan que tenemos al desarrollar el W Hotels Playa del Carmen es fundamental para nuestro objetivo de diversificar al segmento de playa, que actualmente carece de calidad en propiedades de luxury-lifestyle. Este proyecto elevará la oferta en este destino con una marca divertida y enérgica”.

Fibra Inn, a la fecha,  tiene un portafolio total de 39 propiedades con 6,486 cuartos y participa con una inversión minoritaria en 4 propiedades en proceso de desarrollo bajo el modelo de la Fábrica de Hoteles, que representan 851 cuartos.