El Impuesto Sobre Hospedaje (ISH), es una de las recaudaciones que sólo algunos gobiernos estatales como Baja California Norte y Sur, Colima, Guerrero, Jalisco, Oaxaca, Quintana Roo, Sinaloa, Yucatán, EdoMex y Ciudad de México cobran a aplicaciones de hospedaje como Airbnb y el cual, hasta la fecha es del 3 por ciento. 

Sin embargo, Claudia Sheinbaum, Jefa de Gobierno, presentó una iniciativa en la que planea aumentar, para el próximo año a 5% dicho impuesto. Dado que el incremento también afectaría al sector hotelero; Airbnb y empresarios se han negado a pagarlo, ya que aseguran que lejos de atraer mayor número de turistas, podrían alejarlos pues se verían obligados a subir sus tarifas. 

Por lo que a través de la Presidenta de la Comisión de Turismo del Congreso Local, Patricia Báez Guerrero, han solicitado el apoyo de diputados locales para la eliminación de esa medida del paquete económico 2020

Por su parte, Sheinbaum señaló que dicho incremento será el más bajo en comparación con otras entidades de la república. Aunque enfatizó que la última palabra la tiene el congreso de la Ciudad de México

Estos aumentos responden a una homologación con la Zona Metropolitana en materia de recaudación de impuestos, en el cual se verán afectados la venta de bebidas alcohólicas con 4.5% y casinos con un 10 por ciento.