Por Catalina Martínez
Respecto al anuncio dado a conocer por el presidente Enrique Peña Nieto acerca de la renuncia de Luis Videgaray como titular de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, en un mensaje dado a conocer a los medios de comunicación, reconoció algunos logros por parte del ex titular y mencionó que fue gracias a la Reforma Hacendaria que se han fortalecido las finanzas públicas a partir de un incremento sin precedentes de los ingresos tributarios y así, tener una dependencia menor de los ingresos petroleros, además se amplió el número de contribuyentes y se promovió la formalización de la economía.
Al respecto, Carlos López Jones, editor en Jefe de Tendencias Económicas opinó que la llegada de José Antonio Meade como nuevo Secretario de Hacienda fue necesario porque regresa un ex Secretario de Hacienda que entregó  buenas cuentas al final del sexenio de Felipe Calderón y los mercados conocen bien a Meade.
FIBRAS E INVERSIONES- CARLOS LOPEZ-TENDENCIAS-INMO93Los retos que enfrentará el nuevo Secretario de Hacienda y Crédito Público es mantener por debajo de 50% Deuda/PIB, deberá ver si puede meter algo en las Afores para subir las aportaciones de 6.5% actual, por lo que debería ser de 15% y finalmente, deberá hacer recortes sin enviar al país a una recesión”, detalló el economista Carlos López Jones.
Durante la designación de José Antonio Meade, el presidente Enrique Peña Nieto, detalló cuatro indicaciones fundamentales para esta gestión, además de presentar ante el Congreso de la Unión la iniciativa de Ley de Ingresos y el proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación para el Ejercicio Fiscal 2017.
Lo instruyó para que el proyecto de paquete económico 2017, contribuya a la consolidación de las finanzas públicas logrando por primera vez en muchos años un superávit primario –ingresos de la federación mayores a los egresos-. Continuar con la aplicación de medidas de responsabilidad fiscal para contener y estabilizar el crecimiento de la deuda del sector público. Agregó que el nuevo titular deberá hacer un esfuerzo necesario para garantizar la estabilidad económica a cargo del ajuste en el gasto público de la Federación sin que las familias y empresas se vean afectadas, por lo que no habrá nuevos impuestos ni aumento en los existentes. Así como privilegiar los proyectos de inversión y los programas sociales más efectivos contra la pobreza.
Carlos López, considera como un grave error no reducir el gasto social y sí reducir el gasto en infraestructura porque para reducir la pobreza es necesario invertir en infraestructura. Respecto al Paquete Económico espera que haya un crecimiento de 2 a 3%, petróleo esté en 42 dólares, haya un superávit primario, creación de 600 mil empleos y un superávit primario.
IMG_20160907_150330