La Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), a través de la Comisión Nacional de Vivienda (Conavi), firmó un convenio de coordinación con el Gobierno del Estado de Yucatán, en el que se establecen los mecanismos de operación del Programa de Vivienda Social 2019 en la entidad.

El titular de la Sedatu, Román Meyer Falcón señaló que la nueva política de vivienda busca garantizar el derecho a un hábitat adecuado, por lo que el convenio contempla una inversión de 900 millones de pesos de los tres niveles de gobierno, que se traducirán en más subsidios y apoyos para las familias. Tan sólo en 2019 se buscan realizar más de 16 mil acciones de vivienda, entre cuartos adicionales, cocinas ecológicas, baños con biodigestores y pisos firmes, en los 106 municipios del estado.

_


Edna Vega Rangel, Directora General de la Conavi, destacó la importancia de dicho acuerdo, con el cual aseguró Yucatán se establece como un gran referente en materia de vivienda a nivel nacional.

Por su parte el Gobernador del Estado, Mauricio Vila Dosal destacó que con este convenio se pretende reducir el número de yucatecos en pobreza,  los cuales suman un total de 980 mil habitantes, equivalente al 45.5% de toda la población. Finalmente agradeció la suma de esfuerzos y el compromiso de todos los alcaldes para continuar con la transformación de la región.

Durante el encuentro, estuvieron presentes representantes de las 106 alcaldías de Yucatán; el Subsecretario de Desarrollo Urbano y Vivienda de la Sedatu, Armando Rosales García; y el Secretario de Desarrollo Social de la Entidad, Roger Torres Peniche, entre otros.

Con información del Gobierno de Yucatán