La ciudad de Miami en Florida Estados Unidos tendrá un nuevo desarrollo residencial, construido frente a la bahía de Miami Beach. Con diseños inspirados en la Riviera francesa, Monaco Yacht Club & Residences será un condominio creado por Optimum Development USA  y con venta exclusiva por Fortune Development Sales.

Cortesía COVO Boutique PR

Piero Lissoni, arquitecto y diseñador italiano en colaboración con Arquitectonica estarán a cargo de todos los detalles del proyecto, que incluyen salón principal para residentes, “Resident’s Lounge”, que cuenta con una biblioteca y un comedor diseñado para disfrutar de una cena frente al mar.

El desarrollo de 11 niveles y 39 residencias estará ubicado en el barrio de North Beach en 6800 Indian Creek Drive Miami Beach. Con precios iniciales en 1.1 millones de dólares, de una a cuatro habitaciones y tamaños que van desde los 87 hasta más de 465 metros cuadrados con vistas panorámicas de la Bahía de Biscayne, el Océano Atlántico y el horizonte de Miami.

Además contará con dos penthouses que incluyen más de 250 metros cuadrados de terrazas privadas con vistas al océano. Cada una de las unidades se entregarán completamente terminadas con pisos de madera europea y exclusivos paquetes de diseño a medida de Lissoni®, otras de las marcas son Boffi®, Crestron®, Fantini®.

Cada residencia ofrece cocinas al aire libre y los implementos necesarios para el disfrute de la vida tanto en interiores como exteriores. Por otro lado, Monaco Yacht Club & Residences ofrece a sus residentes servicio de conserje de yates para necesidades de mantenimiento, viajes chárteres o excursiones de vela y pesca a las Bahamas y los Cayos de la Florida. Los servicios de entretenimiento adicionales frente al mar incluyen botes de remos, kayak y mucho más.

Otras de las comodidades que ofrece la propiedad incluyen una terraza en el último piso con vistas panorámicas del horizonte de Miami con una piscina, jacuzzi y áreas de descanso en la sombra, espacio de parrillas para residentes e invitados, así como un gimnasio de última generación con vistas a la bahía de Biscayne.

Por Mónica Herrera