En nuestra incansable búsqueda para encontrar las mejores oportunidades de inversión en bienes raíces para nuestros clientes e inversionistas (principal misión y razón de ser de nuestra agencia: Landpoint Advisors), hemos estado visitando una costa mágica en el pacífico mexicano desde hace algunos años, que simplemente nos ha cautivado con su belleza, encanto y, sobre todo, con algunas de las oportunidades de inversión a largo plazo más prometedoras y emocionantes de nuestro hermoso México. El paradisíaco destino ‘Costalegre’ en Jalisco, el cual consiste en una serie de hermosas bahías, calas y playas sin fin, ubicadas entre Puerto Vallarta y Manzanillo.

No es de extrañar que Costalegre sea el único destino mexicano mencionado en la lista del New York Times sobre los 52 lugares para ir en 2019. A diferencia de otros vecinos bien conocidos como Punta Mita o Sayulita, Costalegre ha escapado en gran medida a los ojos de la multitud de turistas nacionales e internacionales; hasta ahora.

Crédito de la foto: Careyes.com

Conocido desde hace mucho tiempo como el lugar de escape del jet-set internacional, marcas bien establecidas y desarrolladores de gran prestigio, han comenzado a invertir en la zona. La afluencia turística a este paraíso sin duda aumentará en los próximos años gracias a una mayor exposición traída por los nuevos desarrollos como el Four Seasons Hotel & Golf Resort El Tamarindo (apertura en septiembre de 2020), Un “One & Only” Nature Resort, el Zafiro Resort (anteriormente Louis Vitton) y varios hoteles nuevos de la cadena AMResorts, entre otros.

Actualmente, la forma más rápida de llegar a Costalegre es a través del aeropuerto de Manzanillo (50 min desde MEX con vuelos directos dos veces al día) o a través de Puerto Vallarta con más de 20 vuelos directos diarios desde MEX, MTY y GDL. Dentro de los próximos dos años, el aeropuerto de Chalacatepec, en el corazón de la región, permitirá que los aviones nacionales lleguen a su destino con mayor facilidad.

Crédito de la foto: Careyes.com

Las tasas de ocupación en la región aún están muy por debajo de otras regiones más establecidas, algo que confiamos cambiará a medida que se corra la voz acerca de este destino extraordinario. Sin embargo, las tarifas de hospedaje son mucho más altas que en otros mercados (una residencia de dos habitaciones, por ejemplo, se renta por $ 550 USD + por noche). Los precios de los terrenos en la comunidad varían de $125 a $300 USD por metro cuadrado, mientras que las residencias pueden costar de $3,000 a $6,500 USD por metro cuadrado; ambos siguen siendo un 30-40% más bajos de lo que se vende en bienes raíces de lujo comparables en mercados más consolidados como Vallarta, Los Cabos o la Riviera Maya.

Por todo lo anterior, nos encanta la oportunidad de inversión disponible en el espectacular proyecto “El Careyes Club & Residences”. El cual ofrece 36 lujosas residencias frente a la playa (los únicos departamentos llave en mano en todo Careyes) de 1 a 5 habitaciones. Cuenta con amenidades extraordinarias, como 5 albercas infinitas sobre la arena, restaurante, spa, gimnasio, canchas de tenis, pistas de atletismo, club para niños y adolescentes con piscina y juegos, etc., así como con un excelente servicio integral de rentas vacacionales a través del cual su residencia genera ganancias mientras usted no la usa. El desarrollo (la primera fase de cuatro que eventualmente contará con casitas en las laderas así como las grandes propiedades frente al mar) está encabezado por Grupo Paralelo 19, el desarrollador detrás de la mencionada comunidad Four Seasons de El Tamarindo.

Crédito de la foto: Careyes.com

Quizás lo que más nos gusta de la oportunidad de tener tu propio departamento en “El Careyes Club & Residences” es la falta de competencia. Aunque sin duda hay algunas casas y casitas espectaculares en Careyes, todas están ubicadas en los picos de las montañas o en los acantilados, por lo que estos departamentos son realmente la única opción genuina de propiedad “frente a la playa” en todo Careyes. Y no solo eso, sino que un condominio de departamentos de este tipo no se puede duplicar ni replicar en los alrededores. A diferencia de otros destinos que mostramos, en los que la motivación para comprar se ve limitada por el hecho de que se lanzarán nuevos y mejores proyectos en el corto plazo; en este caso, una vez que se hayan vendido todas estas residencias, no habrá más departamentos con servicios completos de este tipo disponibles, ni ningún otro proyecto similar en Careyes.

En mi opinión, Costalegre y Costa Careyes en particular es ciertamente un mercado al que hay que prestar atención. Los compradores exigentes se sienten atraídos por la combinación de comprar una residencia tan única, en un lugar tan mágico donde realmente se puede desconectar del resto del mundo, descansar y vacacionar con tus seres queridos sabiendo que lo que lo hace tan especial seguirá siendo de esa manera; que además es una propiedad que cuando no la utilizan se genera excelentes ingresos a través de las rentas vacacionales; y que por último es una inversión sólida la cual todo parece indicar que aumentará considerablemente su valor gracias a su excepcional ubicación, increíbles amenidades y carencia (e imposibilidad futura) de producto similar en este idílico destino.

Crédito de la foto: Careyes.com

Por Javier del Cueto, director ejecutivo de Landpoint Advisors

Este es un fragmento del artículo EL SECRETO MEJOR GUARDADO DE LA COSTA PACÍFICO Y UNA GRAN OPORTUNIDAD DE INVERSIÓN de la edición 113
http://inmobiliare.com/inmobiliare-113/

*Nota del editor: Las opiniones aquí expresadas son responsabilidad del autor y no necesariamente reflejan la posición de Inmobiliare.