Con más de 70 años de existencia, el grupo industrial Bepensa cuenta con operaciones en tres países –México, Estados Unidos y República Dominicana-, así como presencia en 22 estados de la República Mexicana. Fue en el año de 2013 cuando dio origen a Bterra Inmobiliaria que surge como una unidad estratégica de negocio del grupo industrial con el objetivo de dar el mejor aprovechamiento a los activos que Bepensa logró concentrar en estos años, generando un valor agregado desarrollando proyectos que cumplan con la vocación de ser aptos para usos mixtos o built to suit.

En sus inicios, a principios de la década de los años 50, Bepensa inició como concesionario de la marca Coca-Cola y Volkswagen Internacional -por citar a los principales-, con el paso de los años ha logrado conformar un conglomerado de negocios, incrementando no sólo los clientes en los sectores automotriz y de bebidas.

Cortesía de Bterra Inmobiliaria

“Cada negocio necesita un espacio físico donde ubicarse ya sea para venta, distribución o planta industrial, por lo que era necesario adquirir o rentar los activos, como parte de la planeación estratégica de cada unidad de negocio, pues había la intención de ampliar sus negocios hacia otras fronteras. De ahí, se trabajó en adquirir activos en distintas ubicaciones estratégicas, única y exclusivamente para explotarlo dentro del crecimiento de estas distintas empresas dentro del grupo”, explica el Director de Desarrollo Inmobiliario de Bterra Inmobiliaria.

Bepensa, independientemente de la adquisición de activos como reserva territorial para futuras operaciones, también cuenta con inmuebles que por diversas razones como pago de compromisos, especulación o garantías, quedaron en manos de la organización. De ahí, surge el área de planeación estratégica de Bepensa porque se detectó la necesidad de reutilizar distintos
inmuebles que contaban con un uso industrial.

Un ejemplo es una de las plantas ubicadas a las afueras de la ciudad -hace 30 años- y hoy, producto del crecimiento de la ciudad se encuentra en plena mancha urbana, por lo que, su potencial actual serviría para realizar una plaza comercial, complejo habitacional o bien, un desarrollo de usos mixtos.

Todo esto abrió la posibilidad del nacimiento de Bterra Inmobiliaria para darle un sentido a los activos obsoletos u ociosos, así como un cauce para los que estaban en reserva especulativa. En cuanto al tipo de proyectos con mucho potencial está el desarrollo de usos mixtos y la reconversión hacia usos distintos al original, sin embargo, en cuanto al monto de las inversiones sigue predominando el built to suit industrial donde Bepensa tiene muchos años de experiencia y prueba de ello es Yucatán Industrial Parks -YIP- que cuenta con el registro de la Asociación de Parques Industriales Privados –AMPIP-.

Cortesía de Bterra Inmobiliaria

“Hoy Bterra Inmobiliaria tiene más de 83 clientes, desde Grupo Walmart, Leoni -empresa automotriz- , Auto Zone, Decathlon de deportes; por citar los principales grupos, Femsa a través de OXXO, con los cuales se trabaja en el formato que estas distintas empresas decidan. Por lo que podemos desde rentarles únicamente el terreno hasta construirles una llave en mano, que creo que tenemos una oferta comercial bastante diversificada y entendemos muy bien las necesidades de distintos tamaños y trabajamos con empresas de distintas nacionalidades. Lo cual creo que sí habla un poco de lo adaptables, flexibles y vanguardistas que somos como inmobiliaria”, destaca el licenciado Luis Hevia.

Yucatán es sinónimo de seguridad, calidad de vida, certeza jurídica y transparencia. Agrega que “otra de las ventajas que tiene Yucatán es que el costo en la mano de obra e incluso de la tierra está por debajo de los indicadores en otras partes del país y eso acaba siendo un factor determinante cuando los clientes evalúan apostar por este estado. Sin duda, la parte geográfica, siendo el punto a través del mar más cerca a Estados Unidos, Europa, Caribe y Sudamérica, pues desde el punto de vista logístico es atractivo, tiene una buena conectividad aérea, su cercanía con Cancún que es el segundo aeropuerto con más conectividad en el país; el primero con conectividad internacional, teniendo un amplio poder adquisitivo por la derrama económica del turismo y, por el otro lado, nuestro vecino Campeche, con el tema del petróleo”.

Por Redacción de Inmobiliare

Este es un fragmento del artículo Encabeza el cambio inmobiliario del sureste mexicano, de la edición 111 http://inmobiliare.com/inmobiliare-111/