Después de que trabajadores del desarrollo inmobiliario Mítikah realizaran la tala de árboles en la alcaldía Benito Juárez, Fibra Uno deberá pagar un multa millonaria que será definida dependiendo de la especie y los años de vida de cada uno de ellos, así lo informó Lilian Guigue, directora de evaluación de impacto y regulación ambiental de la Secretaría del Medio Ambiente (Sedema) de la Ciudad de México.

FUNO contaba con el Permiso Administrativo Temporal Revocable (PATR), el cual autorizaba parcialmente la poda de 80 árboles para la construcción de un paso a desnivel y una plaza en la calle Real de Mayorazgo, en el pueblo de Xoco.

Sin embargo, para poder realizar dicha acción, primero debían contar con 2 permisos adicionales y 2 vistos buenos, uno por parte de la Secretaría de Seguridad Pública y el otro por la de Movilidad (Semovi), quien refirió no estar de acuerdo.

Lilian Guigue señaló que se solicitará la revocación del PATR para que todo lo relacionado a este documento quede sin efecto. Asimismo, Marina Robles García, titular de la Sedema, comentó que para resarcir el daño ambiental, se tendrá que pagar una multa de entre 7 millones 631 mil y 50 millones 383 mil pesos.

Por su parte, FUNO informó que el desarrollo cuenta con todos los permisos en cumplimiento con la normatividad vigente y dentro del marco legal.