Para Federico Cerdas Ortiz, Co-fundador de Global Businesses Inc. y Cobra Development Fund; “Un negocio es un sueño que nace desde lo más profundo de tu ser, es la característica que nos diferencia del resto de las especies […] cambiar al mundo llevando nuestro sueño a la acción”. De esta manera fue como el egresado del Tecnológico de Monterrey, define su pasión por lo que hace, que no sólo se supedita a construir edificios de calidad.

Idea que va más allá y se concentra principalmente en proporcionar a los trabajadores el mejor ambiente, seguridad, bienestar y economía, tanto para ellos como para sus familias en cada una de las compañías que maneja. En entrevista exclusiva para Inmobiliare, señala que para él lo más importante siempre será el trabajador, por lo que desea que en algún momento de la historia, se logre tener una sociedad igualitaria con una distribución de la riqueza real.

Premisa que confirma Miguel Ángel Olvera, Ingeniero arquitecto y Project Manager, “en mi experiencia, la mayoría se preocupa por sus recursos, pero aquí desde que llegué, lo primero que me dijo era que debíamos cuidar al trabajador y actualmente, estamos en Global porque tenemos la confianza de que lo que hacemos es por un sueño y no por un sueldo”. Miguel asegura que después de 20 años de experiencia en el sector hoy día tiene la certeza de estar en un lugar que confía, respeta y cuida a sus colaboradores.

Otra de las personas que ha sido parte de esta historia, es Nayelitl Serrano, actual Directora Administrativa; quien tras seis años en el puesto, apunta que con la empresa ha aprendido el valor del trabajo de los demás y de cada una de las piezas que integra Global. “No solo se trata de producir un excelente producto con una gran calidad para la satisfacción de los clientes, el plan es llevar bienestar a más familias tanto de los que nos compran como de nosotros mismos”.

Lo anterior es consecuencia de compartir y hacer partícipes a quienes han acompañado al Ingeniero Mecánico Eléctrico, en lo que él llama ‘un sueño idealista’ que busca proporcionar oportunidades económicas y de educación a las familias que laboran en y para la desarrolladora.

Federico Cerdas Ortiz, Co-fundador de Global Businesses Inc. y Cobra Development Fund

Por consiguiente, Global Businesses Inc. y Cobra Development Fund, sociedades enfocadas al giro de la construcción de vivienda media, residencial y residencial plus en la Ciudad de México, proporcionan empleo digno y estable a quienes lo necesitan “se trata de cambiarle la vida a alguien y a partir de eso se tiene un producto superior, porque ellos lo hacen bien, lo hacen con ganas y con cariño”.

Al cuestionarlo sobre la causa que lo llevó a ingresar al sector inmobiliario, recuerda que todo inició gracias a la educación que tuvo y que hasta la fecha reconoce, ha sido la mejor inversión que su madre, la señora Sonia Ortiz ha hecho con él. Lo demás, se trató de una coincidencia, “yo me dedique a esto no porque pensara que fuera a ser un gran negocio, […] llegamos a ser desarrolladores de rebote y porque se presentó una oportunidad de inversión”.

Y es que a pesar de que Federico Cerdas nació en México, sus padres son originarios de Nicaragua, quienes después de solicitar asilo político llegaron al país hace más de cuatro décadas, desde entonces las encargadas de su formación fueron su madre y su abuela.

“Ella siempre pensó que darme una buena educación era el único legado que podía dejarme y yo estoy muy agradecido porque me mandó a las mejores escuelas, pero ahí fue donde me dí cuenta de la gran diferencia que existía entre unos y otros. […] Me costó trabajo adaptarme a un ambiente un poco más ácido, pero lo logré, terminé mis estudios y tuve la oportunidad de desarrollarme laboralmente en Suecia, Alemania y Estados Unidos”.

Crisis que proporcionan oportunidad

Un accidente automovilístico en el que casi pierde la vida, el despido de Sonia Ortiz de la institución bancaria en la que laboraba y la situación económica en la que se encontraban fue lo que marcó la pauta para que en conjunto decidieran fundar Global Businesses Inc.

“La vida me dio una segunda oportunidad y ahí me di cuenta que no era feliz, que no estaba haciendo lo que quería y que mi sueño de igualdad lo había relegado desde hace mucho tiempo. Lo que nos llevó a crear esta empresa en 2002, empezamos como contratistas con una computadora y un teléfono en el mismo lugar donde vivíamos”.

Ambos fundadores coinciden en que iniciar desde ‘abajo’ con dinero de otros, fue uno de los puntos que los hizo eficientes, lo que con el tiempo ayudó a sumar clientes importantes como Walmart, Best Buy, el Tec de Monterrey, entre otros. “Nos acordamos y se nos enchina la piel porque sabemos que a través del esfuerzo es posible, nadie nos dio nada, ni un peso”.

Estos casi 18 años, han significado un gran camino en el que afirma, se han podido medir y saber de lo que son capaces como equipo, principalmente durante el tiempo en el que fueron contratistas, ya que señala, se trata de un sector que proporciona bajos rendimientos por lo que se debe ser muy eficientes en lo que se hace para no perder de más.

Motivo que lo llevó, después de algún tiempo, a entrar de lleno a la industria de los bienes raíces pero ahora como desarrollador, pues observó que era mucho más sencillo ‘hacer un edificio’ que construir una planta industrial, por lo que tomó la decisión de invertir en un terreno en la Ciudad de México.

Sin embargo, destaca que el proceso tampoco fue sencillo, principalmente en lo referente a los permisos de construcción, ya que a pesar de tener conocimientos sobre los procesos y requerimientos de los mismos gracias al anterior giro de contratistas que tenía Global; tuvieron que aprender sobre las normas de ley necesarias para el diseño e ingeniería del edificio, por lo que crearon un área dedicada exclusivamente a la gestión de dichos documentos.

Con la finalidad de estar dentro de los parámetros que exige la ley, la compañía se concentró en mejorar lo solicitado por las autoridades en temas de seguridad, enfocándose en contar con un perfecto diseño estructural a prueba de temblores; uso de tecnologías verdes; y hacer del interior del edificio, un producto funcional para las personas.

“Nos equivocamos mucho, era prueba y error, pero todo esto lo aprendimos con el primer proyecto, que tardamos 30 meses en terminar […] curiosamente en el mundo actual te enseñan que equivocarse está mal, pero al final me parece que es todo lo contrario, es la mejor forma de acercarte a lo que tienes que hacer, de entender que como ser humano somos imperfectos”.

Por lo que durante la construcción de este inmueble, ubicado en la calle de Vertiz 1151 se realizaron manuales para el manejo y revisión de herramientas, así como para el uso adecuado de prendas de protección.

Acciones que han llevado a Global Businesses Inc. a cumplir 18 años (desde su fundación) sin accidentes, dato del que se siente orgulloso, “para nosotros es súper importante porque así como llegan los chavos así los tenemos que regresar a su casa, tenemos cierto tipo de procedimientos que evitan que la gente tenga accidentes y hasta el día de hoy nos han funcionado muy bien y poco a poco se vuelve una cultura”.

De acuerdo con el también Maestro en Alta Dirección de Empresas, todo el trabajo realizado en Vertiz 1151, dio como resultado un desarrollo de 10 unidades (con costos promedio de tres millones de pesos cada una), que se liquidó solo, pues con apenas la tercera losa de construcción instalada, ya se tenía vendido la totalidad del inmueble.

“La inversión total aproximada fue como de 12 millones de pesos, el resto lo sacamos de las ventas y terminamos la edificación con lo que los clientes nos dieron de las preventas. En ese momento me di cuenta que estaba en el negocio equivocado, el retorno que teníamos como contratistas era del 10 o 15% y el que dejan estos desarrollos es mucho más del doble”.

Por lo que después de dar por finalizados ciertos contratos con grupos como Walmart, decidió enfocarse por completo al sector inmobiliario, y no necesariamente por el tema económico, sino porque, en palabras de él, es un negocio que da para todos y permite tener empleados bien pagados, edificios bien hechos y clientes satisfechos.

Por Mónica Herrera

Este es un fragmento del artículo Global Businesses Inc una empresa preocupada por el entorno y bienestar de los mexicanos de la edición 117 http://inmobiliare.com/inmobiliare-117/