El tiempo que muchos inversionistas y desarrolladores temían llegó: los millennials representan, de acuerdo con Forbes, el segmento generacional que más compra vivienda en los Estados Unidos por quinto año consecutivo.

En 2018, representó el 36% del mercado y se espera que la cifra siga a la alza. 

Contrario a lo que muchos analistas veían como una catástrofe, debido a que veían en los millennials a una generación que acudir a la sucursal física de un agente inmobiliario era la única forma de encontrar opciones de vivienda. 

Hoy por hoy, una generación con mayor exposición a la tecnología, y cuya búsqueda de experiencias es más específica, exige un mercado inmobiliario en transformación. 

Conoce algunas de las formas en las que la llegada de los millennials al mercado inmobiliario revoluciona la industria. 

Proptech hace su agosto: la generación millennial quiere cambiar las reglas. Mientras que la generación X y los Baby Boomers utilizaban listings tradicionales, los millennials utilizan internet para hacer sus búsquedas y empresarios tecnológicos aprovechan la oportunidad. 

Desde plataformas como Dadaroom y Homie, que se focalizan en el mercado en renta, hasta los crowdfunding inmobiliarios, que crecen de mano de la evolución de las tecnologías financieras, y ponen en la mesa de debate nuevas formas de invertir en el sector.

Foto: Dadaroom

Construcciones más pequeñas: la ‘forma de vida suburbana’ no atrae a los millennials. Desarrolladores hacen conciencia de esta ecuación y quieren construir para las demandas de la generación. 

Opciones como coliving, espacios de vivienda compartidos en ubicaciones estratégicas y los microdepartamentos detonan en grandes ciudades.

Foto: Microdepartamentos