La agencia crediticia Moody´s dio a conocer el posible recorte en la calificación soberana de México, la cual podría llegar entre junio y septiembre del próximo año, esto debido a riesgos económicos como la capacidad de crecimiento, misma que se ha visto reducida.

Actualmente, la calificadora mantiene al país en el nivel “A3/perspectiva negativa”; misma que podría ser recortada, de mantenerse el debilitamiento institucional en el sector económico.

De acuerdo con Ariane Ortiz Bollin, analista soberana para México de la agencia, el crecimiento a mediano plazo será un factor determinante para Moody´s “[…] nuestra notas suelen operar en un lapso de 12 a 18 meses, y el cambio a negativo en las perspectiva de la calificación soberana de México, se dio en junio (…) nos daremos el tiempo suficiente para identificar si este bajo crecimiento, de 0.5%, para 2019 y 1.5% para 2020, se convierte en una tendencia de mediano plazo” señaló durante el Seminario Anual de Moody’s titulado Inside Latam

Asimismo, se señaló que un mayor apoyo a Petróleos Mexicanos (Pemex) sería una de las circunstancias que afectaría la calificación soberana, ya que podría necesitar mayores recursos de los previstos.