Conecta con nosotros
blank blank

Sustentabilidad

Edificios ultra-eficientes, prioridad para lograr ciudades descarbonizadas

Publicado

el

El Foro Económico Mundial (WEF por sus siglas en inglés) publicó el informe Ciudades con Carbono Cero-Neto: un enfoque integrado, que propone una serie de medidas y acciones para ser aplicadas por las urbes del mundo con el fin de neutralizar sus emisiones y disminuir el impacto ambiental

La iniciativa se centra en reducir el uso de combustibles fósiles y  aumentar el de energías renovables, a través de la integración de sistemas digitales que puedan optimizar desde la movilidad hasta los edificios.

Asimismo, propone una colaboración de toda la cadena de valor, incluyendo a los sectores público y privado respecto a temas de infraestructura, desarrollo inmobiliario, movilidad, equipamiento tecnológico para generar estrategias óptimas. 

Para alcanzar el objetivo de tener ciudades con emisiones cero de carbono, el WEF identifica cuatro oportunidades prioritarias: mejorar la eficiencia y distribución energética; electrificar el transporte; descarbonizar sistemas de enfriamiento y calefacción; y optimización de la demanda.

blank

Edificios ultra-eficientes

Uno de los ejes del enfoque se centra en conseguir edificios ultraeficientes con infraestructura energética inteligente y electrificación limpia que sean parte de un proyecto de urbanización compacta.

“Los edificios están en el corazón de la ecuación. Son la fuente de aproximadamente 40% de las emisiones globales de gases de efecto invernadero, de las cuales, aproximadamente el 30% proviene de las actividades de construcción y el 10% de los materiales”, indica el informe.

Sin embargo, la combinación de eficiencia, electrificación, gestión activa de la energía, el diseño integrado y las tecnologías digitales pueden reducir significativamente el consumo de energía de un edificio y sus emisiones. 

Esto se puede lograr mediante nuevos enfoques colaborativos para la planificación urbana y formulación de políticas, combinado con la aplicación de tecnologías inteligentes y diseño innovador, todo respaldado por una financiación eficaz, afirma el WEF.

Los edificios pueden contribuir a ciudades más sustentables de manera concreta en tres aspectos:

Integrando tecnologías

Las edificaciones pueden ser proveedoras y beneficiarse de otros sectores como la movilidad al integrar, por ejemplo, estaciones de carga para vehículos eléctricos, que pueden alimentarse mediante paneles solares instalados en los mismos inmuebles. De acuerdo con el Foro, esto facilitará, agilizará y mejorará la competitividad de las energías renovables.

“Los edificios también pueden compartir su electricidad con comunidades locales de energía renovable, permitiendo modelos de intercambio emergentes, eficientes y resilientes evolucionar”.

Retrofit

El informe destaca que antes de pensar en la construcción de nuevos edificios sustentables, lo ideal sería aplicar reformas a las edificaciones existentes. Para ello será de utilidad ejecutar monitoreos de rendimiento permanentes, para identificar piso por piso la cantidad y el origen de las emisiones de carbono para así poder poner en práctica alternativas, ya sea en los sistemas de aire acondicionado, electricidad, entre otros.

Nuevas construcciones

El Foro Mundial considera pertinente el diseño de políticas y códigos en materia de construcción que especifiquen requerimientos sobre el uso de energía, incentivando principalmente la renovable. 

“Los códigos de construcción también pueden requerir evaluación del uso del ciclo de vida y parámetros de referencia de carbono con objetivos de reducción”.

Del mismo modo, la recomendación es dar prioridad a un enfoque circular de desperdicio cero, mediante el uso de materiales reutilizados y reutilizables, construcción modular y métodos fuera del sitio, así como enfoques de diseño para el mantenimiento. En conjunto, estas acciones ayudarán a mitigar el impacto del carbono de los edificios.

Sustentabilidad

El sector inmobiliario debe apostar por un desarrollo sustentable: Gerardo Luis Castillo

Publicado

el

blank

En 2020, el PIB nominal del país registró un valor de 24.3 millones de pesos, de los cuales, el 10% fue aportado por la industria de servicios de bienes y raíces así como por el alquiler de inmuebles. Mientras que la industria de la construcción impacta en 183 de las 263 actividades económicas identificadas por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) y en 2020 fue considerada esencial para la reactivación del país ante la Covid-19.

Lo anterior es un ejemplo de la importancia que tienen dichas industrias para la economía mexicana, sin embargo, la forma en que operan podría contribuir de otras maneras positivas, una de ellas es el desarrollo sustentable. 

“Si hay construcción hay crecimiento, la actividad inmobiliaria es un indicador del crecimiento económico en distintas ciudades. Pero este tiene que ser más responsable de lo que ha sido hasta ahora. Debe ser respetuoso con el medio ambiente y con las normas de ordenamiento y usos de suelo porque es la única manera de que sea un negocio rentable”, expuso en entrevista con Inmobiliare, Gerardo Luis Castillo, Director Corporativo de Profit Desarrollos Inmobiliarios. 

De acuerdo con el Foro Económico Mundial (WEF por sus siglas en inglés) las edificaciones son causantes del 40% de las emisiones globales de gases de efecto invernadero que contribuyen al calentamiento global. 

blank
Gerardo Luis Castillo, Director Corporativo de Profit Desarrollos Inmobiliarios

“Esta es una responsabilidad importante e indica que debemos usar mejores tecnologías de construcción y para la vida misma de una edificación, es decir, hacerlas más inteligentes”, apuntó el empresario. 

Según el WEF, además de los materiales y el proceso de construcción, los sistemas de suministro energético son uno de los factores más relevantes para hacer más sustentables los inmuebles. Esto implica tecnologías como calentadores y paneles solares, captación pluvial, tratamiento de desechos, calidad del aire, entre otras soluciones que reducen la huella de CO2 a la vez que mejoran la calidad de vida de los habitantes de un edificio, destacó Gerardo Luis Castillo. 

“Ese es el camino a seguir para tener un edificio atractivo que pueda satisfacer las necesidades de los usuarios, respetando el medio ambiente y que eficientice el consumo. Debemos identificar las fuentes de gasto energético y reemplazarlas con tecnología sustentable”, agregó. 

Del mismo modo, el Director aseguró que los costes de implementar este tipo de tecnología han dejado de ser una barrera y actualmente existen alternativas accesibles. Además, reconoció que estas soluciones son demandadas por los usuarios quienes no tienen problema en pagar por ellas para vivir en un inmueble respetuoso con el medio ambiente. 

Por otra parte, aunque el agua es un líquido vital para la vida y salud de los seres humanos, según las Naciones Unidas cerca de 2 mil 200 millones de personas no tienen acceso a ella. En el caso de la Ciudad de México, el Sistema de Aguas informó recientemente que los ciudadanos consumen en promedio 307 litros de agua al día, es decir, 200% más de lo que se recomienda. Lo anterior intensifica el peligro que tiene la capital mexicana de quedarse sin el preciado líquido, pues forma parte de las ciudades con alto estrés hídrico, como indicó la ONU en 2019. 

Por esta razón, Profit Desarrollos Inmobiliarios ha buscado implementar soluciones que hagan frente a dicha problemática que tiene una afectación particular en la CDMX, esto al integrar sistemas de recuperación pluvial en sus edificaciones para que el líquido recolectado pueda ser utilizado para riego de jardines u otras actividades a fin de reducir el consumo de agua potable. 

Gerardo Luis Castillo recordó que México es uno de los países que registra un alto consumo de agua embotellada debido a que la población no tiene confianza en el sistema potabilizador de las tomas domiciliarias. En este sentido, le parece una problemática que puede aprovechar el sector para generar un entorno más sustentable. 

“El reto es tomar esta responsabilidad e integrar soluciones tecnológicas. Es una aportación que podemos hacer para mitigar nuestra huella ambiental como industria, lo que finalmente implica una mejor economía en todo el proceso de construcción y una mayor rentabilidad”, expresó. 

Actualizar los usos de suelo, una necesidad

Gerardo Luis Castillo consideró que la Ciudad de México enfrenta un desafío respecto a las limitaciones de uso de suelo, las cuales aún operan bajo planes de desarrollo que están obsoletos y que dificultan un ordenamiento urbano eficiente. 

“Hay varias zonas de la ciudad en las que el plan de desarrollo urbano delegacional ya no coincide con las necesidades actuales”, expuso Gerardo Luis Castillo.  Destacó que en zonas que han demostrado tener una importante actividad turística, como es el caso de Coyoacán, carecen de algunos servicios para aprovechar el potencial con el que cuentan. 

“Sería factible que se instalaran hoteles respetuosos de las normas y que aporten a la comunidad tanto empleos como derrama económica” apuntó.  “Pero se tiene que trabajar en poder actualizar el uso de suelo. Con esto no me refiero a hacer una torre de 30 niveles donde solo se pueden 13, sino a dar apertura a ciertos giros que beneficiarán el ordenamiento y diversificación urbana”.

Asimismo, expuso que la pandemia ha puesto en evidencia que algunos inmuebles como los dedicados a restaurantes que tienen una licencia de hace más de 30 años, hoy se enfrentan a nuevas necesidades como el distanciamiento social entre mesas. Sin embargo, las normativas que no fueron pensadas contemplando una coyuntura como la actual, son obsoletas e impiden el aprovechamiento eficiente e inteligente del espacio, lo cual trae consecuencias para las comunidades.

Tecnología para permisos y licitaciones

Por otra parte, el tema de permisos para el desarrollo y la construcción también podrían beneficiarse de la aplicación de tecnologías. Si bien algunas soluciones ya han sido implementadas, aún existen áreas de mejora. 

“Ha habido grandes avances en la CDMX, sin embargo muchos de los que ya pueden realizarse en línea no son válidos para continuar con otros trámites de mayor relevancia. Si bien es posible obtener un certificado de uso de suelo vía digital, las mismas autoridades no confían en su validez y solicitan el formato impreso, comentó el Director Gerardo Luis Castillo. 

En este sentido, considera que la digitalización debería adoptarse de mejor manera, principalmente en las alcaldías, donde sería más conveniente contener permisos y otro tipo de documentos en un mismo soporte tecnológico. 

Lo anterior, no solo facilitaría los procesos para el desarrollo inmobiliario, sino que además tendría beneficios como brindar mayor transparencia, seguridad, evitaría la corrupción y, en circunstancias como las ocasionadas por la pandemia, permitiría reducir el contacto físico innecesario entre personas.

Perspectivas a futuro 

El Director Corporativo de Profit Desarrollos Inmobiliarios consideró que una de las mayores enseñanzas que dejó la pandemia por Covid-19 para el sector, fue la resiliencia y la capacidad de adaptarse al cambio, logrando que aquellas empresas que ajustaron sus modelos de operación a las nuevas necesidades fueran más fuertes. 

No obstante, señaló que las afectaciones han retrasado la dinámica de absorción del inventario. “Los metros cuadrados que fueron y continúan generando en las zonas como la del corredor Reforma e Insurgentes, se calculaba tendrían un periodo de absorción de cinco años. Hoy el estimado es de ocho”.

Para el caso de vivienda, reconoció que en la CDMX existe una constante necesidad de construcción habitacional en todos los niveles: bajo, medio, alto y premium, lo que implica que este sector será de los primeros en recuperarse, principalmente el segmento Premium, afirmó.

Gerardo Luis Castillo destacó que la demanda seguirá mostrando dinamismo. Quienes necesitan vivienda mantendrán la intención de compra y lo que probablemente cambie son las zonas más atractivas debido al impacto económico y a las ventajas que ofrece el trabajo remoto. Sin embargo, la vivienda céntrica seguirá siendo una preferencia fuerte, destacó.

“Estamos positivos de que las cosas serán mejores y de que vamos a salir de esta pandemia más fuertes. Pese al nulo apoyo del gobierno para el sector inmobiliario, tanto empresarios como proveedores vamos a seguir trabajando y estoy seguro de que vamos a tener mejores épocas”, concluyó Gerardo Luis Castillo. 

Profit Desarrollos Inmobiliarios opera en la Ciudad de México desde hace aproximadamente seis años. Se especializa en el desarrollo habitacional en zonas céntricas y de alta plusvalía como Polanco, Reforma, Viaducto y Periférico. 

Sigue leyendo
Publicidad
blankblankblankblank

Lo más leído