Conecta con nosotros

Arquitectura

El estilo deconstructivista de Frank Gehry

Publicado

el

El arquitecto Frank Owen Goldberg, mejor conocido como Frank Gehry, nació el 28 de febrero en Toronto, Canadá, en una familia judía-polaca que emigró de Polonia. Hasta el día de hoy, Gehry es conocido como uno de los arquitectos más importantes e influyentes del mundo. 

A temprana edad, Frank edificaba ciudades que visualizaba en su imaginación, utilizaba algunos objetos de la ferretería de sus abuelo. El año de 1947, fue un parteaguas en su vida, se mudó a Los Ángeles y adoptó la nacionalidad estadounidense. 

Debido a su interés por el mundo de la construcción, decidió estudiar arquitectura en la University of Southern California, concluyendo sus estudios en 1954. En los inicios de su carrera comenzó a trabajar en las firmas de Victor Gruen Associates y Pereira and Luckman Associates. 

Publicidad

En 1961 se mudó a París con su esposa e hijos y laboró en el estudios del arquitecto André Rémondet; durante su estancia en Europa aprendió sobre las obras de Le Corbusier, así como de otros arquitectos europeos y del diseño de las iglesias románicas. 

Frank Gehry

Para el año de 1963, Frank abrió su propio despacho en Los Ángeles bajo el nombre de Gehry Associates que después pasaría a llamarse Gehry Partners, LL. Por cuatro años trabajó dentro del estilo internacional que iniciaron Le Corbusier y La Bauhaus. También, se introdujo en las vanguardias que tomaban auge en las comunidades de Venice y Santa Mónica. 

Posteriormente, lanzó su línea de muebles Easy Edges, a pesar de que su colección tenía mucho éxito, Gehry tenía interés por diseñar edificios de objetos industriales, por lo que puso fin a su tienda en 1973. 

Para llegar a su máxima creatividad, tomó la decisión de reconstruir su casa y así poder realizar un nuevo estilo de construcción doméstica. Tomó elementos no muy convencionales de las casas americanas como la tela metálica, contrachapado sin acabar y aluminio ondulado con el fin de formar elementos más llamativos. Asimismo, desmantelo las paredes de las habitaciones para que se pudieran observar los elementos estructurales del inmueble. Lo anterior provocó un sin número de críticas, positivas y negativas al arquitecto.

Guggenheim Bilbao

Entres sus obras se encuentra: el centro de investigación Lou Ruvo Brain Institute, en Las Vegas; el museo de arte contemporáneo Guggenheim Bilbao, España; la Sala de Concierto de Walt Disney, Los Ángeles, que tiene una capacidad para recibir a 2,265 personas; el Museo Vitra Design, Alemania, que es un collage de torres, rampas y cubos con formas expresivas; Jay Pritzker Pavilion, Estados Unidos; y el Biomuseo, Panamá, que fue su primera incursión en América Latina. 

Debido a la manera de diseñar de Gehry, muchos consideran que tiene un estilo deconstructivista, movimiento arquitectónico posmoderno en el que los elementos del diseño parecen estar fragmentados. 

En sus recintos, utiliza metales corrugados que proporcionan una apariencia inacabada, lo cual le ha llevado al arquitecto a obtener diversas críticas, pero al utilizar continuamente este material ha creado una estética consistente a lo largo de los años. 

Lou Ruvo Brain Institute

Durante toda su trayectoria ha recibido un sin número de premios, los cuales han respaldado su carrera en el mundo de la arquitectura: en 1987 fue nombrado Doctor Honoris Causa en Artes Visuales por el California Institute of the Arts y en Bellas Artes por la Rhode Island School of Design; en 1989 fue ganador al premio Pritzker; 1992 ganó el Premio Imperial Japonés; 1999 recibe la medalla de Oro AIA de American Institute of Architects y la Medalla Lotos al Mérito, del Lotos Club; 2003 es nombrado miembro de la European Academy of Sciences and Arts, y recibió la insignia de Companion to the Order of Canada, sólo por nombrar algunos reconocimientos. 

Por Rubi Tapia Ramírez

Este es un artículo de la edición 121 https://inmobiliare.com/inmobiliare-121/

Biomuseo

Publicidad

Arquitectura

Museo Kaluz, nuevo espacio cultural en la CDMX

Publicado

el

A una semana de finalizar el mes de octubre, en la Ciudad de México se inauguró el Museo Kaluz, albergado en lo que anteriormente se conocía como el Antiguo Hospicio de Santo Tomás de Villanueva y que durante el Siglo XX, fue el Hotel de Cortés.

El Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) en conjunto con el arquitecto Francisco Pérez de Salazar, fueron los encargados de la intervención y la transformación arquitectónica del museo. De acuerdo con Antonio Del Valle Ruíz, fundador del recinto y presidente de Grupo Kaluz, los trabajos de restauración incluyeron exploración arqueológica, hallazgos arquitectónicos y un jardín urbano.

Vista de Cuernavaca” del pintor Juan O´Gorman

El remodelado inmueble, ubicado en Avenida Hidalgo número 85, en el Centro Histórico de la Ciudad de México, recibió al público con “México y los mexicanos en la Colección Kaluz” que reúne más de dos centenares de obras que abarcan un periodo de alrededor de 250 años.

Publicidad

Del Valle Ruíz, apuntó que la muestra tiene como objetivo contribuir a la recuperación y conservación del patrimonio artístico mexicano; detonar su conocimiento a través del estudio, la difusión de obras y autores; y fortalecer el sentimiento de identidad propia a través de manifestaciones próximas a las realidades del país y a su imaginario plástico.

“Jardín Urbano”, por el artista Vicente Rojo en 2019.

Entre los autores se pueden encontrar obras de José María Velasco, Pelegrín Clavé, Diego Rivera, David Alfaro Siqueiros, Joaquín Clausell, María Izquierdo y José Clemente Orozco, por mencionar algunos.

El Museo Kaluz ofrecerá obras de cuatro diferentes géneros: paisaje, naturaleza muerta, retrato y pintura de costumbres. Además contará con el mural Jardín Urbano, a cargo del artista mexicano Vicente Rojo, el cual se encuentra al exterior del recinto hacia Paseo de la Reforma.

Interior del Museo Kaluz. Imagen tomada de redes sociales

Además de diversos espacios de exposición, también se podrá disfrutar de una terraza con vista a la Alameda Central, donde se encuentra “Antonio Café”, una cantina, un auditorio, una tienda y un patio central, así como talleres, seminarios y programas públicos.

Cabe destacar que dicho inmueble, fue fundado por Fundación Kaluz, quien no sólo contribuyó con el museo, sino que también ayudó a renovar la Avenida Hidalgo y gran parte de Santa María la Redonda, zonas que forman parte del proyecto de recuperación del Polígono A del Centro Histórico.

Interior del Museo Kaluz. Imagen tomada de redes sociales

Mediante redes sociales, el Museo Kaluz señaló que se aplicarán todas las medidas sanitarias necesarias de prevención para asegurar un recorrido seguro, por lo que para visitarlo, es necesario reservar los boletos en la página web del museo: https://museokaluz.org/

Los horarios de visita son jueves y viernes de 10 a 17 horas, sábado y domingo de 11 a 18 horas y sólo se permite la reservación de 12 personas cada media hora.

Por Mónica Herrera

Este es un texto de la edición 123 https://inmobiliare.com/inmobiliare-123/

Publicidad
Sigue leyendo
Publicidad

Lo más leído