Conecta con nosotros

Vivienda

Evolución acelerada post pandemia en vivienda

Publicado

el

La situación mundial nos orilló a tener cambios drásticos en la manera en que vivimos nuestro día a día, además como industria nos ayudó a dar ese pequeño empujón con rumbo tecnológico para ser más eficientes.

Al pasar los años, los hábitos de vivienda de los mexicanos habían permanecido sin cambio y con una evolución paulatina y discreta. Hoy vemos una transformación, las complejidades y nuevos modelos laborales y educativos amplían el espectro de la casa perfecta.

El crecimiento de las zonas emergentes ha sido algo que caracteriza a los buscadores de vivienda de la CDMX, hoy con el confinamiento, home office y clases virtuales tomó una fuerza significativa. Las personas que se encuentran en busca de su próximo hogar sacrifican, por decirlo de alguna manera, la cercanía a centros laborales con la finalidad de ganar metraje o amenidades dentro del complejo habitacional.

Publicidad

Hablando de las búsquedas, hoy los usuarios son más empáticos a usar las plataformas tecnológicas para rentar su departamento/casa, buscar un inquilino y cualquier servicio de delivery. Desde Homie.mx hemos notado que la inclusión tecnológica, independientemente del rango de edad, avanza con firmeza, es decir, de acuerdo a una encuesta hecha por el equipo de Research, en promedio cerca del 52% de nuestros usuarios han aumentado su consumo de aplicaciones móviles y muestran un comportamiento o tendencia hacia lo digital.

Otro de los cambios significativos que se observan en la vivienda en renta es la aceptación a arrendar un inmueble de manera virtual, los propietarios han comenzado con recorridos virtuales y video en tiempo real, así como los inquilinos a rentar sin asistir físicamente, las bondades que te brinda la tecnología se tienen que considerar como indispensables para revolucionar el sector del real estate. En Homie.mx cerca del 10% de los contratos firmados de abril a finales de agosto se han arrendado por este modelo.

Los hábitos de limpieza o mantenimiento de áreas comunes ha sufrido un cambio drástico, la sanitización de espacios como elevadores, pasillos, entradas, ludotecas, salones o cualquier área cerrada o al aire libre brinda seguridad y estabilidad mental para todos. Relativamente ha impactado en el bolsillo de todos los habitantes de los complejos habitaciones, pero se ha asumido este gasto a favor de la salud de todos.

Un punto importante son las entregas a domicilio, desde paquetería, comida e incluso súper mercado; los reglamentos se han fortalecido y son un poco más estrictos, la realidad es que el principal cambio está dentro de los hogares.

Sin duda el confinamiento abrió nuevas interrogantes; al permanecer literalmente 24/7 dentro del hogar, muchos se cuestionaron si el espacio con el que cuentan es el adecuado o si tienen a la mano todo lo necesario para desempeñar un trabajo o educación a distancia. El encierro de la sociedad demanda espacios abiertos dentro de la vivienda, las búsquedas que se han generado van orientadas a los hogares con un balcón o roof garden privado, los salones o jardines comunes y accesos ventilados también son una prioridad.

El déficit de vivienda que tenemos en la CDMX y los nuevos requerimientos sociales en dicha materia, es una oportunidad sólida para todas las desarrolladoras e inversionistas. Analizar, estudiar y adaptarse a los hábitos, visualizar los nuevos modelos y cubrir las necesidades de la presente y próxima generación, serán factores indispensables para crear complejos acorde a lo que la sociedad demanda en post pandemia.

Una de las ventajas que trae el home office es la posibilidad de migrar de la CDMX, un fenómeno interesante que abrió el Covid-19 es que algunos capitalinos estudian la posibilidad de vivir en otra ciudad, esto por la oportunidad que se da en empresas con el trabajo a distancia, por ejemplo, entidades como Querétaro, Morelos e incluso Quintana Roo y Mérida, están teniendo un alza en la demanda para la vivienda en renta a largo plazo. Arrendar un espacio en dichos estados da como consecuencia un aumento en la calidad de vida y probablemente amortiza el gasto corriente que se tiene mensualmente.

La realidad es que la pandemia vino a revolucionar o empujar todos los sectores económicamente activos, desde la mejora en procesos u operación de un negocio, hasta la vida cotidiana. El replantearnos ideas y necesidades es una práctica común en las generaciones X, Millennial y Centennial, evalúan de mejor manera la vivienda y cada aspecto que impacta positiva o negativamente en su vida, por ello el estudio de los próximos consumidores será vital para la subsistencia de cualquier negocio.

Otro variable que se modifica por la situación sanitaria y económica nacional es la compra de una vivienda; el arrendar, en este momento y desde hace algunos años, es el modelo preferido, ya sea por los hábitos adquiridos o el ‘huir’ de un compromiso financiero a largo plazo como lo es un crédito hipotecario.

Experimentar las zonas de una gran urbe como la Ciudad de México y el sentimiento nómada que permea a los jóvenes los orilla a rentar, independientemente que veamos una ‘guerra de tasas’ por parte de instituciones financieras e incluso programas gubernamentales que permiten juntar créditos. La vivienda en renta continuará al alza.

Hacer hincapié en la adaptabilidad e inclusividad tecnológica sobre todo en nuestra industria es una tarea pendiente que tenemos todos los involucrados en un proceso de renta, ser empáticos y hasta cierto punto educar al usuario con las herramientas disponibles es una prioridad para no excluirlos y sumarlos a la nueva ola que se vivirá en próximos meses.

Por Homie.mx

Este es un artículo de la edición 122 https://inmobiliare.com/inmobiliare-122/

*Nota del editor: Las opiniones aquí expresadas son
responsabilidad del autor y no necesariamente reflejan la
posición de Inmobiliare.

Publicidad

Vivienda

Ambigüedad regulatoria eleva morosidad en los corredores inmobiliarios en la CDMX

Publicado

el

En la Ciudad de México el costo de la ambigüedad regulatoria en materia de compraventa de propiedades residenciales representa una merma de hasta 500 millones de pesos anuales en los ingresos de los corredores de bienes raíces, señaló hoy la compañía proptech TrueHome. 

“Dado que la regulación mexicana relativa a la compraventa de inmuebles presenta numerosas áreas grises que no existen en otros países de la región, como Estados Unidos y Canadá, los corredores se encuentran desprotegidos y con dificultades para garantizar el cobro de sus comisiones, lo que genera una tasa de morosidad que no ha dejado de crecer en los últimos años”, declaró Pablo Portilla, director de adquisición de TrueHome.

En consecuencia, ante un escenario donde el mercado residencial se contrajo a nivel nacional el 17% respecto al año anterior, combatir la creciente tasa de morosidad en el pago de comisiones se convierte en una de las prioridades para los profesionales del sector en 2021, “por lo que resulta imprescindible que desde el derecho inmobiliario adaptemos a México herramientas jurídicas y contractuales que ya dan certidumbre a los corredores inmobiliarios en otros países o en su defecto, que formulemos nuevas”, puntualizó Fabio Corominas de la Pera, socio de Harrsch & Corominas Abogados.

Publicidad

La compañía señala que el impulso de herramientas jurídicas que contribuyan a proteger la compensación comprometida en una operación de compraventa, en beneficio tanto del corredor representante del vendedor como del comprador, adquiere aún mayor importancia en un escenario de recesión generalizada y contracción del mercado como el que se espera para 2021. 

“A diferencia de las recesiones registradas en 1987, 1991, 1995 y en el 2009, donde el siguiente año de la caída se registró un ascenso veloz en el PIB, ahora hay complejos eventos simultáneos que dificultarán la recuperación”, advirtió Eduardo Loria, coordinador del Centro de Modelística y Pronósticos Económicos de la Facultad de Economía en la UNAM. 

“Es una realidad que la tasa de morosidad en el pago de comisiones a los corredores inmobiliarios adscritos a operaciones de compraventa residencial en México ya supera la del pago de créditos hipotecarios, por lo que es urgente hacer algo al respecto”, comentó Pilar Cattori, directora general de Inmobiliaria Cattori 

Lo que deja como tarea pendiente para 2021 el impulso de iniciativas de ley que regulen y ordenen de manera más eficiente el mercado inmobiliario nacional, especialmente en lo relativo al sector residencial, que representa actualmente el 88% de las operaciones de compraventa de bienes raíces en regiones como la Ciudad de México. 

“Ante los costos y tiempos que conlleva un juicio mercantil muchos asesores prefieren perder la comisión comprometida que ejercer sus derechos para efectuar el cobro. Es cierto que la legislación debe proteger al consumidor, pero sin desamparar a los profesionistas que prestan un servicio como ocurre ahora”, señaló Germán Sáinz, director de Tu Casa Hoy. 

“Este es un problema que requiere solidaridad entre los profesionales de nuestro sector, por lo que que las empresas que contamos con una estructura legal de mayor calado debemos ser consecuentes y proteger tanto los intereses propios como los del otro corredor involucrado en la operación” señaló Catalina Londoño, directora de alianzas de TrueHome;“la formalidad del mercado se construye entre todos; si la regulación es ambigua es nuestra tarea como empresarios implementar procesos de debido registro que aseguren que todos los corredores involucrados recibirán la compensación establecida en el contrato” concluyó.

Los esfuerzos coordinados del sector inmobiliario para contraer el porcentaje de operaciones con impago de comisiones, compartiendo no solo comisiones sino un frente legal común, son asignatura pendiente de relevancia para atender en 2021. 

Publicidad
Sigue leyendo
Publicidad

Lo más leído