Conecta con nosotros

Industria

Mercado Industrial muestra signos positivos

Publicado

el

De acuerdo con un reporte realizado por Newmark Knight Frank (NKF) a pesar de la situación económica y de salud que vive el mundo entero, el mercado industrial en América Latina muestra signos positivos, ya que registra un crecimiento de inventario clase A en 1.57 millones de m², de los cuales poco más de la mitad corresponden a la Ciudad de México.

El documento detalla que al cierre de 2019, de los diez mercados principales de Latinoamérica, la CDMX destacó con una tasa de disponibilidad de 6.6% y una actividad más atractiva para la inversión con condiciones menos riesgosas que otros mercados. 

El inventario industrial clase A incorporó 937 mil de metros cuadrados a los 10.6 millones de m² del tercer trimestre, con lo que alcanzó un total de 11.2 millones de m². Las naves en construcción aumentaron al presentar un volumen de 583 mil m² por encima de los 519 mil m² del año anterior y la tasa de disponibilidad en este mercado aumentó ligeramente al pasar del 6.2% en 2018 a 6.6% en 2019. 

El corredor con mayor superficie disponible es Cuautitlán, en el Estado de México, con 271 mil m², seguido de Tepotzotlán con 175 mil 500 m². Los precios de renta en la región, presentaron una tendencia al alza con un valor promedio de 5.63 dólares por m² al mes, como respuesta al aumento en la demanda de naves industriales y a que las características de los parques son cada vez más específicas y especializadas.

“A pesar de un contexto internacional desfavorable, las operaciones logísticas se mantuvieron dinámicas debido a la demanda de bienes por parte de la población; y en el contexto actual, no será diferente. Ante una limitada movilidad, la sociedad acudirá a las nuevas tecnologías como el e-commerce para atender sus necesidades”, señaló Giovanni D´Agostino, presidente en México y director regional para América Latina de Newmark Knight Frank.

En ciudades como Monterrey se superó los 6 millones de m² de inventario, con una tasa de disponibilidad que registró una disminución al pasar de 8.1% a 6.5 por ciento.  La demanda que se presentó en el último trimestre del año registró una absorción bruta de poco más de 187 mil m² en edificios Clase A.

Además, de una absorción bruta acumulada de más de 660 mil m², superando el acumulado de 2018, de 505 mil m². La nueva oferta observada durante 2019 fue de poco más de 400 mil m², por lo que el inventario industrial Clase A registró un total de 6.1 millones de m² al término del 4Q19.

En el caso de Guadalajara, se observaron buenas expectativas, con un crecimiento cercano a los 50 mil m² en el último periodo del año. Es así que el inventario clase A terminó el año con más de 4.2 millones de m², con una tasa de disponibilidad del 4.7% y un volumen en construcción, que superó los 300 mil m². El precio de renta promedio se elevó ligeramente a 4.43 dólares m²/mes y la absorción acumulada del año sumó poco más de 180 mil m², lo que la ubica como una de las mejores zonas de la región latinoamericana.

Industria

Las compañías tendrán que adaptarse a un futuro flexible: WeWork

Publicado

el

Como líder global en espacios colaborativos, y con miles de compañías instaladas en sus espacios alrededor del mundo, WeWork, está en buena posición de entender cómo las organizaciones imaginan el mundo laboral en un futuro post pandemia; y el futuro luce flexible.

Después de meses navegando por una crisis sanitaria que ha permeado en casi todas las esferas de la vida, ahora existe un consenso colectivo de que el futuro del trabajo será flexible e incluirá opciones de oficina y de trabajo remoto en distintas combinaciones; pero la naturaleza de su alcance todavía es una pregunta abierta.

En un estudio realizado por Hamilton Place Strategies en asociación con Réplica, encontramos que el 70% de las personas quieren regresar a sus oficinas gran parte de la semana y han empezado a demandar mayor flexibilidad a sus empresas”, comentó Claudio Hidalgo, director de WeWork para América Latina. “En general hace falta la conexión e intercambio con colegas; somos seres sociales y los contactos cara a cara generan confianza, agilizan la toma de decisiones y sobre todo estimulan la innovación, fundamental para el desarrollo de cualquier empresa”.

Sin duda, las empresas tendrán que adaptarse y repensar sus estrategias frente a un entorno en constante transformación, incluida la planificación de los espacios de trabajo y los esquemas laborales.

Cuando sea el momento de volver, las compañías se enfrentarán con el desafío de una fuerza laboral que ha probado las ventajas y desventajas del home office, y que ha superado diversos obstáculos para adaptarse a la nueva normalidad laboral. Frente a este escenario se espera que los colaboradores demanden mucha más flexibilidad y busquen esquemas híbridos de trabajo que les permitan decidir cómo utilizar su tiempo y desde donde.

Gracias a su visión global y las oportunidades que ofrece en cuanto a flexibilidad de espacios, contratos y ubicaciones, WeWork puede ser una solución idónea en medio de un clima de incertidumbre. Ya sea que las empresas necesiten reconfigurar sus espacios, descentralizar sus oficinas, reducir o ampliar su fuerza laboral u ofrecer diversas ubicaciones en la ciudad, WeWork está en una posición inmejorable para colaborar con empresas de todos los tamaños. Incluso cuenta entre su cartera con grandes compañías multinacionales en toda Latinoamérica.

Claudio Hidalgo,Head of WeWork LATAM.

“Somos una plataforma flexible que permite a las compañías usar el espacio en sus propios términos y mirar hacia adelante con confianza. No sólo tenemos soluciones a la medida, sino que hemos invertido gran cantidad de recursos en adaptar nuestros espacios conforme a los nuevos protocolos sanitarios, brindando a nuestros miembros un espacio cómodo y seguro. Para nosotros esta es una tremenda oportunidad de ayudar a que las empresas se adapten de forma eficiente a los nuevos retos de esta transición”, concluyó el ejecutivo.

Los espacios de trabajo flexibles se encuentran en una posición única para ayudar a que las personas y empresas vuelvan a trabajar de forma segura y eficiente. Sin embargo, no todas las compañías tienen los recursos, financieros o de otro tipo, para implementar rápidamente un modelo de espacio de trabajo flexible que se extienda por toda la ciudad. Empresas como WeWork se basan en proporcionar esta flexibilidad y están redefiniendo el futuro del trabajo por medio de eficiencia en costos, soluciones flexibles y entornos seguros.

Por WeWork

Este es un artículo de la edición 122 https://inmobiliare.com/inmobiliare-122/

*Nota del editor: Las opiniones aquí expresadas son
responsabilidad del autor y no necesariamente reflejan
la posición de Inmobiliare.

Sigue leyendo
Publicidad
Antigua Hacienda
Publicidad
Banner Colliers

Lo más leído