Morgan Stanley, entidad financiera con sede en Nueva York, informó la compra de E-Trade, una plataforma de comercio electrónico de activos financieros, acción por la que pagará una suma de 13 mil millones de dólares.

La operación es considerada como la segunda más grande realizada por el banco y la mayor desde la crisis financiera en Wall Street. El acuerdo le permitirá a Morgan Stanley acceder a 5.2 millones de inversionistas quienes manejan cerca de 360 mil mdd en activos. Con lo cual busca atraer un mayor número de clientes minoristas a su negocio de asesores.

De acuerdo con James Gorman, presidente y CEO de Morgan Stanley, el comercio electrónico representa una gran oportunidad de crecimiento para el negocio de gestión patrimonial, lo que también dará un impulso a su negocio digital. Mientras que a la plataforma le permitirá ofrecer servicios tradicionales a usuarios más jóvenes.

Dicha adquisición se espera finalice durante el cuarto trimestre del 2020, pues está sujeta a las condiciones de cierre, incluidas las aprobaciones regulatorias y de los accionistas de E * Trade. Igualmente, la institución bancaria comunicó que anticipa un ahorro potencial de 400 millones de dólares en costos al maximizar la eficiencia de la infraestructura tecnológica.

Según información emitida por Bloomberg, dicha unión permitirá a E-Trade llevar su “oferta combinada al siguiente nivel y ofrecer un conjunto aún más completo de capacidades de gestión de patrimonio”. 

Esta compra se produce casi tres meses después de que los rivales de comercio electrónico Charles Schwab y TD Ameritrade anunciaran una fusión por 26.000 millones de dólares.