Más

    Por inflación Banxico detiene ciclo de recortes a tasas de interés

    Debido a que los incrementos recientes en la inflación han implicado un desvío de la trayectoria esperada en los precios, la Junta de Gobierno del Banco de México decidió, por mayoría de votos, mantener la tasa de interés objetivo en 4.25% y tomar una pausa en el ciclo de bajas para dar espacio suficiente donde se confirme que la inflación coincidirá con la meta del banco en los próximos 12-24 meses. 

    A partir de esto, Banxico determinará sobre este tema según los factores que inciden en la inflación y las expectativas sobre la misma, lo que significa que no ha cerrado las puerta a mayores recortes, pero posiblemente habrá que esperar hasta 2021. 

    De acuerdo con el reporte de opinión de Intercam Banco, al organismo le preocupan los retos derivados de la pandemia que incluyen la afectación a la actividad económica, así como un posible choque financiero y sus implicaciones. Las expectativas de inflación en el mediano y largo plazo se mantienen por arriba de la meta de 3% y frente a ello, Banxico parece haber optado por una postura precavida al ajustar la política monetaria en un entorno incierto. 

    Los principales riesgos inflacionarios son la posible depreciación cambiaria y la persistencia de la inflación subyacente en niveles altos, así como disrupciones en distribución de bienes o altos costos asociados a las medidas sanitarias. 

    Respecto al crecimiento, Banxico estima condiciones de holgura en la economía con riesgos aún sesgados a la baja, y pese a que reconoce que la recuperación ya es visible, aún existe un contexto de incertidumbre. 

    Las decisiones a futuro del banco tendrán en cuenta como factor principal el comportamiento inflacionario y su evolución, en relación a las expectativas de agentes económicos sobre los precios. Por tanto, seguirá buscando que la tasa de interés sea congruente con una trayectoria de baja inflación hacia su meta. 

    “La reacción en los mercados se manifestó con un tipo de cambio que retrocedió de sus niveles más altos de la sesión, mientras que la bolsa mexicana no vio movimientos relevantes tras la noticia. En el mercado de deuda, el grueso de las tasas de interés de mercado registró movimientos ligeros al alza, aunque estos son más acusados en la parte corta de la curva”, detalla el comunicado. 

    Consideramos que el Banco de México aún cuenta con espacio para recortar las tasas de interés. Dada su postura, es posible que esperen hasta el próximo año para resumir el ciclo de recortes, una vez que los riesgos relacionados con la segunda ola del virus queden atrás”, señala Intercam.

     “En última instancia, el repunte de la inflación en meses recientes será temporal y el peso de una economía que opera por debajo de su potencial terminará por inclinar la balanza de riesgos de inflación a la baja. Sin embargo, es de considerarse que aún es posible ver depreciación en la moneda mexicana si se materializan los riesgos de una segunda ola del virus que descarrile la recuperación, y esto podría retrasar esa tendencia”, agrega.

    Descarga la revista

    Recomendaciones

    También te puede interesar