Conecta con nosotros

Retail

Retail de resistencia

Publicado

el

La experiencia del usuario ha sido, en los últimos años, el mantra para el diseño de los espacios de retail y ocio. La competencia feroz del e-commerce y la aparición de nuevos perfiles de cliente, más exigentes e individualistas, ha llevado a que los promotores y operadores intenten ofrecer experiencias memorables antes que productos; la búsqueda de la sorpresa y el placer inmediato han pasado al centro del debate por delante del proceso de la compra.

Sin embargo, hace unas semanas el mundo cambió de golpe, de la noche a la mañana, nadie podía, ni quería salir de casa. Hacer compras se convirtió en una actividad estresante e inserta en un entorno hostil. En este escenario distópico, donde sólo los supermercados y algunos servicios esenciales permanecían abiertos, nuestra preocupación principal era usar correctamente la mascarilla y el gel antibacterial, así como limpiar bien los productos al llegar a casa. 

Mientras despertamos de esta pesadilla colectiva, nos preguntamos si todo va a quedar en el mal sueño de una noche y podremos retomar nuestros debates sobre el retail futuro y la experiencia del cliente en la ahora bautizada como “nueva normalidad”, o si se impondrá un futuro menos amable, con crisis sanitarias sucesivas y cierres temporales o parciales de los espacios comerciales, en el que la experiencia del usuario sea un aspecto irrelevante.

La crisis económica, con un impacto enorme y desigual en función de los distintos niveles de renta, es ya una realidad preocupante. Nuestra misión como arquitectos es analizar cómo resolver el diseño de espacios para retail y ocio en ese escenario.

Los negocios más resilientes, como los de primera necesidad (supermercados, farmacias, gasolineras), han permanecido abiertos desde el inicio del confinamiento e incluso, en algún caso, con más actividad de lo habitual. En fases posteriores se ha permitido la apertura controlada de locales de conveniencia, moda, servicios y restauración en exteriores. Sólo en etapas avanzadas ha sido posible reabrir centros comerciales climatizados o locales de ocio, sin tener demasiado claro cuándo se debe permitir la vuelta a la actividad de cines y teatros.

¿Cuál sería el modelo ideal en circunstancias normales y en tiempos de crisis sanitaria? 

El desarrollo “a prueba de pandemias” debería ser un centro comercial urbano abierto, con un mix revisado, que incluya mayor proporción de locales pequeños en ámbitos bien diferenciados y con funcionamiento independiente de cada tienda (ello permitiría abrir a cada local de forma individual, con acceso directo desde el exterior). En él adquieren importancia el supermercado y las tiendas de conveniencia, mientras que las zonas de restauración y ocio estarían relativamente segregadas.

Los espacios peatonales abiertos cobran importancia al tener que proporcionar un entorno suficientemente seguro y amplio para que existan zonas de espera en el exterior de los comercios. El coche privado virtualmente desaparece de estas zonas principales, aunque deberán existir mecanismos que permitan integrar el modelo de compra en coche tipo click & collect

Por Eduardo Solana Hernández

Arquitecto – LEED AP – Asesor BREEAM ES – Associate Architect en Broadway Malyan

Publicidad
mercado libre octubre

Retail

Buen Fin 2020 tendrá su aplicación móvil

Publicado

el

La edición del Buen Fin 2020 tendrá una duración de 12 días, será del 9 al 20 de noviembre; con el fin de generar a los consumidores una mejor experiencia y facilidad en compras, la Concanaco Servytur llevó a cabo la presentación de su aplicación digital. 

Las empresas participantes además de ingresar sus artículos podrán verificar que sus productos cumplan con los protocolos establecidos por la nueva normalidad. Ante esto, el presidente de la Confederación de Cámaras Nacionales de Comercio, Servicios y Turismo, José Manuel López Campos, informó que hasta el momento la plataforma tiene un registro de más de 100 millones de precios de un catálogo de 1.5 millones de productos, y que espera duplicar esta cantidad para el primer día del Buen Fin. 

Asimismo, expresó que las empresas que se registren tendrán la posibilidad de descargar un formato para que lo llenen con la información de sus artículos y ubicación, incluyendo a sus sucursales, para que sea integrada a la plataforma digital, así como dentro de las opciones de búsqueda.

José Manuel López Campos

“Además, a través de un Check List podrán documentar los protocolos que aplican para obtener el Distintivo de Seguridad Sanitaria del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), para que los negocios participantes en El Buen Fin generen más confianza en el consumidor”. 

De acuerdo con el dirigente empresarial, por medio de la aplicación se está creando el documento para realizar el trámite del protocolo de seguridad sanitaria, para lo cual deberán llenar un formulario en un tiempo no mayor de 45 minutos que estará ligado a la Plataforma Nueva Normalidad. 

Con la aplicación, Cocanaco Servytur genera soluciones digitales específicas para los comercios, en especial para que los comercios den a conocer sus ofertas, promociones y ubicación, y así aumentar su consumo. 

Para esta edición, José Manuel López Campos prevé alcanzar una meta de 100 mil empresas participantes; y que tanto compradores como vendedores estarán bajo las más estrictas normas de higiene. 

Cabe señalar que “actualmente, se tienen solicitudes de registro de más de 30 mil empresas que desean participar en El Buen Fin, y se espera que en próximos días esa cifra se incrementará hasta alcanzar la meta prevista para esta décima edición”.

Publicidad
mercado libre octubre
Sigue leyendo
Publicidad
BeckCiudad MayakobaBanner skyhausAltio CapitalBrickAxeza
Publicidad
  • Banner Colliers

Lo más leído