Conecta con nosotros
blank blank

Desarrollo Urbano

5 rascacielos de la CDMX seguros frente a los sismos

Publicado

el

A un mes del sismo de 7.1 grados richter en el que colapsaron varios edificios y dejó dañados a muchos más, la Ciudad de México y estados afectados aún se encuentran en proceso de reconstrucción. Sin embargo, grandes edificaciones en la capital del país sobrevivieron al movimiento, con lo que pusieron a prueba las nuevas tecnologías para construcciones antisísmicas o en el caso de algunos más antiguos, reforzaron la idea de seguridad frente a la población.
La realización de nuevos proyectos inmobiliarios en zonas sísmicas, ha hecho que el diseño, la ingeniería y la arquitectura desarrollen nuevas formas de construcción para las normas antisísmicas mexicanas existentes. Entre los rascacielos edificados para soportar movimientos de más de 7 grados Richter se encuentran:
Torre Latinoamericana

blank

Imagen de archivo


Símbolo de la ingeniería mexicana, ha soportado tres de los más fuertes terremotos en México, el último hace apenas un mes. Su resistencia a estos fenómenos naturales se debe a que para su cimentación se hincaron 361 pilotes de concreto de punta a 34 metros de profundidad hasta la capa resistente del subsuelo y una losa de cimentación a manera de cajón, que sirve para empotrar la Torre a una profundidad de 13.50 metros. La  estructura de la Torre estuvo a cargo del Dr. Leonardo Zeevaert quien también trabajó en edificios como el de la Bolsa Mexicana de Valores, la Embajada Americana en México, el Hotel María Isabel Sheraton, el Banco de Comercio, entre otros.
 
Torre Reforma
blank

Imagen de archivo


Diseñada por LBR y Arquitectos, puede soportar un sismo de 9 grados en la escala de Richter, de acuerdo con información de TGC, empresa que también construyó la Torre Mayor. Cuenta con 9 sótanos y muros pila (muros Milán) que soportan la torre, además de tener  aperturas necesarias para disipar las fuerzas sísmicas a través de unas grietas diseñadas.
Torre BBVA Bancomer
blank

Imagen de archivo


El arquitecto Víctor Legorreta y el inglés Richad Rogers, fueron los encargados de realizar la obra. Con información del portal bbva.com, la construcción está cimentada a 50 metros de profundidad, cuenta con seis mega-columnas rellenas de hormigón armado que reparten el peso de la torre. Además de macro-marcos con forma de “V” invertida que absorben la energía del sismo y la transmiten a la cimentación y debido a su esqueleto exterior de acero puede llegar a oscilar hasta 1.5 metros.
Torre Mayor
blank

Imagen de archivo


Desarrollada por el canadiense Paul Reichmann, la estructura de acero y concreto cuenta con 252 pilas en la cimentación de hasta 40 metros de profundidad y 98 amortiguadores sísmicos que reducen al mínimo su desplazamiento durante un temblor.
World Trade Center
blank

Imagen de archivo


La construcción de 207 metros de altura, tiene 56 amortiguadores sísmicos y 232 pilotes a 45 metros de profundidad, es considerado junto a Torre Mayor como uno de los edificios más resistentes a los sismos de la Ciudad de México, informa el portal propiedades.com
Por Mónica Herrera
También lee
blank

Urgen reformas en la planeación de infraestructura


blank

Medir la magnitud de los daños en inmuebles

Construcción

Nuevo centro comercial Paseo Tláhuac genera descontento en la zona

Publicado

el

blank

Paseo Tláhuac es el nombre del centro comercial que se va a edificar en la alcaldía Tláhuac de la Ciudad de México, en el barrio rural de San Francisco Tlaltenco, frente al cerro de Guadalupe y en frontera con la Sierra de Santa Caterina, una reserva natural protegida

La empresa a cargo de la obra es Inmobiliaria y Constructora Patlali, quienes aseguran que la edificación abarcará 11 mil 215 metros cuadrados y se erguirá en un terreno de 6 mil 283 metros cuadrados; a sólo 700 metros de la estación de metro Tlahuac. Además, la construcción de la plaza dará trabajo a 160 personas y al menos 900 empleos formales una vez que comience a operar; eso sin contar las plazas laborales que abra cada locatario. 

blank
Foto vía Paseo Tláhuac

Los ejecutivos detrás del proyecto se comprometen también a instalar alumbrado en zonas aledañas para así reducir la inseguridad y a negociar con los comerciantes de la zona para que se haga una red de apoyo y no de competencia. Cabe la posibilidad de que se les permita a estos vendedores tener módulos permanentes dentro de Paseo Tláhuac.

Por otro lado, desde que se anunció la plaza se ha pronunciado el colectivo Red de mujeres feministas de Tláhuac en contra, pues, el proyecto va a causar impactos negativos como el desabasto de agua, tránsito de automóviles, contaminación sonora y más. 

blank
Foto vía pexels.com

“Estamos conscientes de que amenaza directamente la reserva ecológica que es la Sierra de Santa Catarina y es importante destacar que el cerro sirve para filtrar el 35% del agua que se consume”, comentó Katia, participante de la Red de mujeres feministas de Tláhuac. 

El desarrollo urbano en esta región está provocando hundimientos en el suelo, destrucción de cultivos y áreas naturales y desabasto de agua, de acuerdo con Gitana Periferia, otra activista del grupo; varias de las colonias y pueblos de la zona tuvieron servicios de agua de forma intermitente y con pipas.

Sigue leyendo

Descarga la edición

blank

Publicidad

Eventos

Lo más leído