Más

    ¿Qué tendencias marcarán la arquitectura mundial en 2024?

    Las tendencias que marcarán la arquitectura mundial en 2024 estarán enfocadas en la sustentabilidad y los espacios exteriores, informó Fenwick Iribarren.

    “Se verá un aumento del número de terrazas exteriores, en donde los límites del edificio se difuminen y los perímetros dentro-fuera se desdibujen. Las reuniones y trabajos en oficinas se realizarán al aire libre o se desarrollarán en entornos más abiertos, diáfanos y muy diferentes al espacio laboral tradicional”, comentó.

    En este contexto, el estudio agregó que estas preferencias darán forma al paisaje urbano de los próximos años. Además, remarcó la importancia del uso de sistemas de arquitectura modular.

    “Algunos proyectos se pensarán como edificios temporales y, posteriormente, se desmantelarán y trasladarán a otro lugar. Será un diseño modular, sencillo y fácilmente ejecutable”.

    La firma detalló que estos inmuebles deberán adaptarse a las condiciones climáticas, el entorno y las necesidades propias del lugar.

    tendencias arquitectura-2024-2
    “Se apuesta por la eficiencia en los sistemas de riego y consumos de energía eléctrica.
    Cortesía: Blogspot

    Tendencias en arquitectura se enfocarán en las zonas verdes

    Otra tendencia en 2024 serán las fachadas sostenibles, donde predominará la inserción de zonas verdes en el alzado del edificio.

    “Diversos módulos o anillos a modo de bandejas harán de base o soporte de distintas especies vegetales y zonas verdes, como si de un jardín vertical se tratara”, añadió

    También habrá dobles fachadas con protección solar, que permiten un mayor aislamiento acústico. Estas descontaminarán el entorno de manera constante, gracias a los procesos químicos que suceden de manera natural en su superficie.

    Finalmente, se prioriza el bienestar de las comunidades cada vez más expuestas al cambio climático, por lo que se crearán islas que alcanzan una temperatura menor que el entorno, en verano, y que evitarán el frío excesivo en invierno mediante la utilización de especies de vegetación adecuadas al entorno. 

    “Aquí se apuesta por la eficiencia en los sistemas de riego y consumos de energía eléctrica. Se trata, en definitiva, de adaptar la arquitectura al paisaje existente cuando hay que realizar intervenciones de la edificación en el paisaje”.

    Descarga la revista

    Recomendaciones

    También te puede interesar